BOLLOS SUIZOS CON ACEITE DE OLIVA

bollos-suizos1

CÓMO PREPARAR BOLLOS SUIZOS CON ACEITE DE OLIVA

Siempre recordare aquellos bollos suizos que me traía mi madre para merendar a la salida del colegio, rellenos de jamón de york, que compraba en una pastelería cercana al colegio y que yo me iba comiendo con un gusto que para que quiero más, cuando la salida del colegio era a las 6 de la tarde, cuando aún se iba al colegio los sábados. No solo los recuerdo yo, sino que mi primo me lo recuerdo en más de una ocasión. Recordar aquel sabor de antaño, con una textura esponjosa y con un glaseado de azúcar crujiente, prepararlos era una de mis asignaturas pendientes  y por fin ya los he hecho y quiero compartirlos con vosotros. Ya se que no es tiempo de hornear, sobre todo por los calores que hacen, pero por estos bollos suizos no importan ni el trabajo que llevan, ni el calor que se puede pasar con el horno, merece la pena prepararlos y sobre todo es un buen desayuno acompañado de un café o  de un chocolate, aunque en realidad el trabajo que llevan no es tanto, solo los tiempos de levado, que a veces se hacen eternos, pero si eres de los que les gusta hacer vuestra propia bollería y luego disfrutarla, esta es tu receta, esta elaborados con aceite de oliva en lugar de mantequilla lo que los hace más saludables.



bollos-suizos2

El origen de los bollos suizos, aunque pensemos que es una receta típica de suiza, muy por el contrario viene es una receta de Madrid, es un bollo tipo brioche y debe su nombre al café suizo, que se encontraba en la confluencia de la calle de Alcalá con Sevilla, antiguamente llamada calle ancha de Peligros, de Madrid, donde los elaboran a diario.

Aunque son muy parecidos a los bollos de leche, la verdad es que no tienen nada que ver, aunque su nombre originario si era bollo de leche, se tomaba durante el desayuno y meriendas habitualmente en los cafés a finales de siglo XIX, la salida tan exitosa que tuvo este bollo en el café suizo, llegaron a llamarlo bollo suizo y al final simplemente suizo. Su elaboración fue muy popular a principios del siglo XX, cuando se introdujo en la repostería española la levadura francesa, se denomina así por proceder de la factoría francesa Singer.

La característica de este bollo tipo brioche es la hendidura que tiene en el centro, sobre la que se espolvorea azúcar y que al pasar a cocerse se cristaliza y lo hace crujiente. La duración de este bollo es de dos a tres días y  que posteriormente va endureciendo, aunque cabe la posibilidad de ser aprovechado preparando una tarta de manzana, que la tengo pendiente y que muchas veces preparaba mi madre. 

Para la receta que os doy salen unos 15 bollos suizos, pero siempre hay la opción de duplicar o dividir las medidas.


BOLLOS DE LECHE


bollos-suizos3

INGREDIENTES DE LOS BOLLOS DE LECHE CON ACEITE DE OLIVA

1 vaso y medio de leche
1/2 vaso de azúcar
3 huevos
750 g. de harina de trigo
1 sobre de levadura liofilizada o 20 g. de levadura de panadería
1/2 vaso de aceite de oliva suave tipo arbequina
La ralladura de un limón
Una pizca de sal



bollos-suizos5

PREPARACIÓN DE LOS BOLLOS SUIZOS

- Freímos el aceite en una sarten y cuando empieza a coger olor, retiramos del fuego y dejamos enfriar.
-En un bol  calentamos la leche en el microondas.
- Disolvemos la levadura en la leche.
- Añadimos el azúcar, el pellizco de sal, la ralladura del limón y los tres huevos, dejando un poco para pintar los bollos y el aceite ya enfriado.
- Mezclamos bien y vamos agregando poco a poco a la harina, hasta formar una bola, que nos quedara ligeramente pegajosa.
- Tapamos con un paño y dejamos levar, en lugar cálido, que en este tiempo no hay problema,  por espacio de dos horas.
- Si en ese momento no tenemos tiempo, podemos guardar la masa en la nevera, donde se interrumpe el levado, para posteriormente continuar con el proceso de elaboración.
- Una vez levada la masa, retiramos del bol y amasamos de nuevo en la mesa de trabajo.
- Vamos cogiendo porciones de la masa y con las manos vamos formando los bollos.
- Preparamos una bandeja de horno con papel liofilizado o de hornear y vamos colocando los bollos bien separados unos de otros, porque durante el horneado crecen bastante.
- Volvemos a dejar reposar durante otras dos horas.
- Pre calentamos el horno a 180ºC.
- Hacemos un corte profundo con el cuchillo en el centro de cada bollo.
- Pintamos con el huevo batido cada uno.
- Volvemos de nuevo a pintarlos .
- Ponemos azúcar en el centro de cada uno de los bollos.
- Introducimos la bandeja en el horno y horneamos durante 15 minutos o hasta que estén dorados.
- Una vez cocidos los ponemos sobre una rejilla hasta que se enfríen.


bollos-suizos6

bollos-suizos7

Estos bollos suizos con aceite de oliva están deliciosos por si solos, pero si les ponemos cualquier relleno como jamón york, jamón serrano, puede ser una estupenda merienda para los más pequeños, además de ser caseros y de confianza, ya que los preparamos nosotros en nuestra propia casa.


Besazos

Sofía

6 comentarios :

  1. genial la pinta que tienen, es una receta que tengo muchas ganas de hacer

    ResponderEliminar
  2. Me encanta la idea de que estén hechos con aceite de oliva en lugar de la mantequilla, qué ricos se ven!!
    Besos.

    ResponderEliminar
  3. Con calor levan más pronto

    ResponderEliminar
  4. Oi Sophia, bt!
    Humm, que delícia de pãezinhos. Amei a receita!
    Bjssss amiga e uma ótima tarde p/vcs

    ResponderEliminar
  5. Uummmmmmmmmmmmmm que ganas de ir a desayunar a Babia me estas dando ,seguro que estan para ponerles un piso , las fotos son de lo mas tentadoras.
    Bicos mil wapisimaaaaaaa.

    ResponderEliminar
  6. Que bonitos y tentadores se ven esos ricos bollos!
    Bs

    ResponderEliminar

Tus comentarios siempre son importantes para mi y hacen crecer este pequeño espacio que con tus palabras lo hacen grande

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...